Entrevista a Merritt Moore – DeVallet

Entrevista a Merritt Moore

Bailarina profesional, doctora en Física y candidata a astronauta

Elisa Iborra - 17/06/2021

Vestidos de ballet

La danza es un camino complicado pero si es el que has decidido tomar debes tratar de superar cada obstáculo que se pueda presentar frente a ti. En esta entrevista, Merritt Moore, bailarina profesional, doctora en Física y candidata a astronauta, demuestra que, con paciencia y perseverancia, se puede lograr todo lo que nos propongamos.

1. Sabemos que empezaste a tomar clases de ballet a los 13 años. ¿Qué te hizo interesarte por el mundo de la danza a una edad tan "tardía"? También sabemos que tu otra pasión es la ciencia, ¿en qué momento de tu vida te interesaste por ella?

Mi madre me sobornó para que empezara a bailar. Yo quería hacer karate y ella me dijo: tienes que hacer un mes de ballet para corregir tu postura, tenía una postura terrible... Un tiempo después, mis padres no querían que siguiera bailando, pero me enamoré de la danza y no pude dejarlo.

En cuanto a la ciencia, me apasioné por la física cuando tenía 18 años. Siempre me han gustado las matemáticas, los rompecabezas, resolver problemas y juntar las cosas, así como la combinación de la física con las matemáticas y la comprensión de todos los misterios del universo. Me encanta ver cómo se pueden unir todas estas pasiones para construir cosas como la computación cuántica y las tecnologías del futuro.

2. Se suele pensar que la gente debe elegir una sola profesión, pero tú nunca lo hiciste. Has ido más allá, combinando ambas y logrando una repercusión mundial con tu trabajo. ¿Cuál ha sido tu motivación diaria para llegar hasta aquí?

Lo intenté con todas mis fuerzas. Todo el mundo decía que sólo podía hacer una cosa o la otra, así que hubo un momento que intenté dejar la danza y dedicarme sólo a la física. También probé a hacer lo contrario, pero me hizo sentir que perdía lo que soy. Me gustan tanto ambas cosas que no podía dejar de lado ninguna de ellas. Así que decidí seguir con las dos mientras pudiese.

Más tarde, mi mantra fue que soy libre y doy esperanza. Soy libre de estereotipos y libre de ser yo misma. Así que mi motivación diaria era "puedo dar esperanza", porque en algún momento sentí desesperación después de que todo el mundo me dijera que tenía que elegir entre la danza o la ciencia. Decidí perseguir ambas cosas pensando "si lo hago puedo dar esperanza a otras personas de que es posible perseguir tus sueños".

3. Si miras hacia atrás, ¿dirías que has tenido que sacrificar cosas para llegar a donde estás?

Me encanta lo que hago, es lo primero de mi lista de lo que me gustaría hacer incluso en mis días libres (y de hecho es lo que he hecho en estos días). También ha habido momentos en los que he tenido que hacer ciertos sacrificios. Por ejemplo, durante la universidad creo que sólo fui a 4 fiestas en los cuatro años. Nunca salí de copas. Siempre trabajaba al máximo cada día y con muy pocas horas de sueño.

Tenía programados cada 5 minutos de mi día, así que no había descanso ni tiempo de relax y creo que, como ya he comentado, hice muchos sacrificios en cuanto a salir, que es lo que la gente normalmente disfrutaría. Actué así porque vi claro cuál era mi sueño y lo que tenía que hacer para lograrlo. Es por esto, que en ese momento no lo vi como un sacrificio. Eso sí, si alguien más hubiera mirado mi horario, habría pensado que era una locura.

4. ¿En qué proyectos estás involucrada en este momento? Baryshnibot, ¿cuál es tu objetivo con él?

Mi principal proyecto este año ha sido trabajar con Baryshnibot, porque durante la pandemia no pude bailar con bailarines humanos. Así que decidí bailar con un robot. Hace poco hemos abierto una galería en Londres creando un montón de bailes. Tengo más noticias emocionantes que todavía no puedo revelar...

Fuente: www.pointemagazine.com

5. ¿Crees que el mundo de la danza abrirá la puerta a la ciencia para mejorar y/o crear cosas nuevas (tanto desde el punto de vista de los productos físicos como desde el punto de vista creativo para crear espectáculos)?

Sí, creo que ambos mundos pueden beneficiarse mutuamente. La ciencia puede abrir la puerta a la danza y viceversa. La ciencia puede inspirar a la danza creando nuevas piezas coreográficas interesantes e intrigantes que sean muy emocionales. Considero que la tecnología jugará un papel importante en esto. También creo que la danza tiene un papel en la tecnología para mejorar y ampliar los límites de la ingeniería, la robótica, la inteligencia artificial, etc. Es muy emocionante y eso es lo que realmente me importa, que de vez en cuando arte y ciencia se unan y que el artista se convierta en megáfono para la ciencia. Si bien es cierto que considero que el arte puede hacer mucho más que eso. Como por ejemplo ayudar a mejorar la investigación, a ampliar los límites y a plantear buenas preguntas que posteriormente conduzcan a los avances de la ciencia.

6. ¿Te ha costado mucho trabajo llegar hasta donde estás? Siempre te vemos como una persona muy alegre.

La verdad es que ha sido un trabajo muy duro. Pero, en general, me levanto muy contenta y lo agradezco cada día. Siempre me han entusiasmado las cosas nuevas. Desde fuera creo que se me ve como una persona muy ambiciosa, y yo diría que lo soy, pero tampoco me quiero presionar mucho. Me esfuerzo continuamente, pero para mí no es decepcionante si no consigo algo, al menos sé que lo he dado todo para tratar de conseguirlo. Me aseguro de ser feliz tanto si tengo éxito como si no. Suelo pensar: ¿qué estoy mejorando? De este modo, aunque el resultado no sea el esperado, me sentiré bien porque habré mejorado algo de mí misma. Siempre continúo esforzándome y aprendiendo cosas nuevas.

Me exijo mucho y claro que hay momentos en los que estoy cansada. Cuando esto ocurre, suelo tomarme un día libre y cambiar lo que tengo en mi lista de tareas. Tomarse momentos de descanso también es muy importante.

7. ¿Qué consejo daría a todas las chicas que aman la danza y la ciencia?

Les diría a las chicas que están interesadas en la danza y la ciencia que tienen que tomarse su tiempo y hacerlo a su manera. Hay mucha presión desde fuera para ser increíble, brillante y tener éxito inmediatamente, pero la verdad es que para tener éxito se necesita mucho tiempo y hay que dedicar muchas horas. Hay que trabajar más que los demás. Creo que la gente se desanima antes de dedicar el tiempo necesario y también porque existe esa presión externa. Yo diría que te tomes ese tiempo y hagas tu camino.

8. ¿Qué es lo mejor que te ha aportado cada una de tus pasiones (la física y el ballet)?

Lo mejor de mis pasiones es que siento que, de alguna forma, me cuidan. Cuando estoy en el laboratorio de física sentada o de pie todo el día, lo que quiero es ir al estudio de danza, bailar, moverme y escuchar música. Pero también, cuando bailo todo el día, tengo incluso ampollas y estoy cansada, lo único que quiero hacer es sentarme en la biblioteca y leer un libro. Así que lo que me han hecho estas dos pasiones es apreciarlas. Sin embargo, hay veces que si sólo haces una cosa, empiezas a resentirte por ello. A menudo los bailarines de ballet son sólo bailarines, y no quieren estar más en el estudio porque han estado allí todos los días durante 20 años.

9. ¿Qué avances crees que habrá en los próximos 10 años en la unión del arte y la ciencia?

Creo que la situación actual de la educación (especialmente a una edad temprana) nos ha hecho menos creativos, de modo que a medida que avanzamos de curso escolar nos volvemos cada vez menos creativos. Así que espero que dentro de 10 años haya un mayor acercamiento entre arte y ciencia, lo que nos permitirá ser personas más creativas.

Fuente: Instagram

10. Si vas al espacio, ¿te llevarás un par de zapatillas de punta DeVallet? 

Si voy al espacio, definitivamente me llevaré mis zapatillas de punta DeVallet. Son realmente increíbles. Después de cuatro meses usándolas puedo decir que son unas supervivientes porque he estado bailando incluso en el césped. Realmente habéis conseguido algo impresionante con estas puntas y estoy encantada.