Este sitio web tiene ciertas restriucciones de navegación. Le recomendamos utilizar buscadores como: Edge, Chrome, Safari o Firefox.

10% descuento en primer pedido puntas o medias puntas (Código DVT10)

El reflejo en el aula

¿Qué hay detrás del espejo en nuestra clase de ballet?

Xavier Dalmau - 19/12/2021

Clase de ballet

Transformación, desempeño, ilusión… Estos son algunos calificativos que podemos aplicar cuando de nuestro reflejo se trata, ¿Qué es lo que hay más allá del espejo en nuestra aula? ¿Por qué es tan enigmático mirarlo? Estas y otras cuestiones son las que os introduciremos en el blog de hoy así que ¡mucha atención!

 Espejo, ¿Bestie o False friend?

Esta es la mítica pregunta en cuanto al espejo, ¿es beneficioso para nosotras? Pues bien, sin ir más lejos os diré que el espejo es una herramienta más en nuestra clase de ballet, es una ayuda que nos desvela los errores que cometemos. Con él podemos mejorar nuestra técnica, saber exactamente cuánto en dehors tenemos, si ese développé está exactamente donde deseamos y también nos permite ver si nuestra compañera está haciendo un buen ejercicio. Como todo en la vida, el espejo tiene sus cosas buenas y sus cosas malas pues nos ayuda a mejorar, pero también puede ser un impedimento para hacerlo, os explico: Se dice que el espejo muchas veces puede crear un efecto de despersonalización de lo que vemos a través de él, quizás lleguemos a pensar que esa de ahí no somos nosotras mismas, podemos pensar: ¡yo estoy haciendo esto! pero el espejo muestra una cosa distinta. Puede ser también un arma vanidosa o de odio, nos puede gustar lo que vemos, nos podemos comparar entre compañeras y esto usado positivamente es un refuerzo, pero puede acabar siendo algo que nos limite. Estamos en constante vigilancia de cualquier error y tanto nosotros como el rol del profesor juegan ahí un papel muy importante.  

Clase de ballet

La propiocepción como base

En algunos de los blogs ya hablamos sobre la propiocepción, y hoy os la definimos: Percepción inconsciente de los movimientos y la posición del cuerpo, independientemente de la visión, y no lo digo yo, ¡lo dice la RAE! 😉 Claro, cierra los ojos y visualiza tu cuerpo, mira a través de tus músculos como están colocadas tus manos, ¿tus ojos están entreabiertos? Fíjate en el cruce de tus piernas, o en la separación que hay entre ellas… Es esa capacidad, la de saber sin necesidad de ver, cómo está nuestro cuerpo y que necesita, porque a veces yendo a ciegas es cuando mejor se ve. Todo esto puede trabajarse sin el espejo para mejorar esa visión de nosotras mismas y ganar control interno de nuestro cuerpo. Así que… cerrad las cortinas del espejo que ¡empezamos a redescubrirnos!

Clase de ballet

Paco León

Mucho antes de escribir, producir y dirigir, Paco León se formó como bailarín. Ha asistido a talleres dirigidos por Ramón Oller, ha bailado junto a Israel Galván y ha trabajado en espectáculos de Manuela Nogales y la compañía Peepping Tom. “Siempre fui muy malo bailando y sufría mucho. El bailarín tiene cierto masoquismo que a mí me falta. Yo soy muy hedonista”. El 29 de abril del año pasado, en pleno confinamiento, Paco sacó a la luz una de las fotos de la época en la que estuvo bailando. Todos sus seguidores y los medios de comunicación quedaron impresionados al saber sobre su faceta de bailarín.

Mi experiencia personal

Para concluir, me gustaría contaros mi relación con el espejo durante estos años, ya que han sucedido diversas cosas y ha sido una situación en cambio constante. Desde los inicios de mis clases de ballet, y durante toda la formación profesional el espejo fue un gran aliado para mí, era un trabajo de tres, profesora, espejo y yo. La maestra me decía mis errores y yo debía ser capaz de autocorregirme a lo largo de un tiempo, es decir, siempre había una detección primera del profesor. Después el trabajo era mío, con la ayuda del espejo sabía si estaba cruzando la pierna suficiente, si mi pie se veía estirado, y mi codo no se había bajado…Pero a lo largo del tiempo dejé de buscarme tanto en el espejo, cogí más conciencia de sobre mi cuerpo y creo que esto fue algo muy beneficioso. Es por eso por lo que la propiocepción es muy importante, para romper esa dependencia del espejo, porque el espejo ha de ser una herramienta más de trabajo, pero, bajo mi humilde opinión, la clase de danza no debería girar en torno al espejo sino más bien al contrario.

Zapatillas de punta

¿Y vosotras qué pensáis sobre el espejo? ¿Es amigo o enemigo? Podéis dejarnos vuestras opiniones en nuestras redes sociales y en nuestro blog. Y como no, ¡os deseo un feliz fin de semana!

Sobre el autor

Xavier Dalmau, filólogo de profesión, profesor de pilates y graduado en la Hamburg Ballet School, ha bailado con la compañía del Hamburg Ballet (Alemania) y ha participado en los intensivos de verano del School of American Ballet y del San Francisco Ballet School. Actualmente investiga sobre danza medieval y literatura.

Síguelo en Instagram: @dalmaudedalmata

Liquid error (sections/pf-b81b38c4.liquid line 8): Could not find asset snippets/easydisqus.liquid

Carrito de compras

No hay más productos disponibles para comprar

Su carrito está vacio.

España (EUR €)
Español
Country/region
España (EUR €)
  • Alemania (EUR €)
  • España (EUR €)
  • Estados Unidos (USD $)
  • Italia (EUR €)
  • México (MXN $)
  • Países Bajos (EUR €)
  • Portugal (EUR €)
  • Reino Unido (GBP £)
Language
Español
  • English
  • Español